23 sept. 2009

-infieles

corazones sucios, harapientos, corazones que mendigan amor en los portales del sexo... corazones mugrientos, desvalidos, marginales sin más abrigo que la sombra de cuanto fueron... a un corazón sucio no le pidas fidelidad porque siempre correrá al lado del mejor postor y cuando se acaben las migajas, las sobras, volverá errante en busca de otras caridades... corazones sucios que ya no distinguen el bien del mal, leales pero marcados por la necesidad, por el errático vaivén de sus latidos...

3 comentarios:

  1. No le pedire fidelidad, porque seria pedir algo que no estan en condiciones de dar.

    Si quiero que me hagan caso les dare lo que necesiten (dinero, o lo que sea).

    Tienes razon.

    ¿Sabes? En la carretera que yo transito hay mujeres como la de la foto, solo se paran los que quieren tener un rato de placer a cambio de dinero.

    Nadie se para para llevarlas.

    ResponderEliminar
  2. bueno el post no iba de prostitución propiamente dicha. sino de prostitución amorosa, sentimental... en una sociedad como la nuestra parece ser que escasea la ternura, el cariño, las caricias y la infidelidad parece tomar posiciones muy avnzadas...
    de todos modos habalando de prostitucón, es hora de poner los puntos sobre las íes y a ver si alguien tiene cojones u ovarios de arreglar la situación y legalizar de una vez todo esto...

    ResponderEliminar
  3. clara, te entendi el post perfectamente.

    Y la primera parte de mi comentario se referia a lo que tu te refieres.

    La segunda parte, la de la prostitucion la puse porque la imagen que pones la veo casi cada dia.

    De acuerdo en que ya seria hora que alguien se atreviera a regularizar una situacion presente y visible en todos lados.

    ResponderEliminar

palabras